Blogger Template by Blogcrowds.

Avelino Hernández desapareció cuando alcanzaba una altísima cima de madurez como narrador. En sus últimos años contó con el respaldo de la editorial Espasa-Calpe, entre cuyas publicaciones se encuentra este impresionante delirio previo a la muerte de la hija de un terrateniente polaco que sufre una infancia sin amor, la guerra, la persecución nazi, la vejación física, la revolución campesina, un exilio dorado -pero no tanto- en una isla mediterránea, el desamor, el deseo, el remordimiento, la nostalgia, el prejuicio propio y el ajeno, la decadencia, la soledad. Magnífica estructura narrativa, basada en el desordenado diálogo de la moribunda con los vivos y los muertos que sucesivamente la visitan y que poco a poco van ayudando a desvelar las claves de su sufrimiento y del de un continente en un siglo disparatado. La complejidad del personaje es ejemplar. Encontraremos la anécdota que sustenta la novela y comentarios del autor sobre la misma en uno de los libros póstumos de Avelino: el reciente epistolario Cartas desde Selva.

[Avelino Hernández, La señora Lubomirska regresa a Polonia, Madrid: Espasa-Calpe, 2003, 142 pp.]

0 Comments:

Post a Comment



Entrada más reciente Entrada antigua Página principal